Un pequeño botiquín

Es imprescindible en largos viajes. Más aún lo será en esta ocasión. Una lesión podría dar al traste con tu peregrinaje, pero un mal estar, una rozadura o un dolor muscular, por sobrecarga, pueden amargarte el camino.

Hay cosas que mejor las debería aconsejar un especialista, pero en caso de imperiosa necesidad y no siendo posible acudir al médico entre etapas, donde no hay fisioterapeutas o centros adecuados para tratar tu dolor muscular, puedes improvisar hasta llegar a una Ciudad, por las  que pasarás haciendo tus etapas.

En Arzúa tuve la posibilidad de ir a un centro de fisioterapia que me aplicaron un Taiping. En caso de necesitar este tipo de ayuda es de los más recomendables. Disponen de un servicio a domicilio.

Esta técnica está muy popularizada en el Camino de Santiago. Mucho son los peregrinos que llevamos este tipo de vendaje para ayudar y suavizar la carga del músculo resentido por el cansancio a un mal gesto.

Venden en tiendas deportivas este tipo de vendaje elástico adhesivo y basta consultar los videos en You tube para poder aplicarte estas tiras tu mismo hasta llegar a un centro donde puedan colocarlo más correctamente.

IMG_0658

Otra cosa necesaria en tu botiquín es un Gel de tratamiento con frio para relajar los pies cuando notas que puedes tener problemas por sobrecalentamiento. En ocasiones, has de calzar la bota más adecuada para el camino pero su impermeabilidad no va adecuada a las altas temperaturas que se alcanzan a mediodía en Mayo. Los pies debes cuidarlos más que a nada durante tu peregrinaje.

No está de más que lleves Ibumoproceno para no tener que andar buscando farmacias a medio camino y una pastilla viene bien cuando el cansancio hace mella en tu cuerpo y parece que no podrás llegar a destino.

Nunca me ha salido una llaga. Tengo la suerte de poder jactarme de que no he sufrido llagas en mis 5 años de experiencia en el Camino a Santiago. Pero he de reconocer que me cuido mucho los pies. Antes de ponerme los calcetines cada mañana me aplico una crema especial.

coupon_image_1.1

Muchos peregrinos usan vaselinas y en realidad es un producto apropiado, pero no evita la formación de durezas por rozaduras, cosa que este tipo de crema se que lo evita.

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s