EN CASA DAS CORREDOIRAS- DOMBODÁN- a 3 km de Arzúa

el

Este verano, como el anterior y como los próximos (si Dios quiere), estamos en GALICIA.

Empezamos las vacaciones en el País Vasco, por lugares del “camino del Norte”. San Sebastian- Donostia fue la primera ciudad que visitamos. Es la segunda etapa de este “camino” el cual desconozco porque no puedo hacerlo a mi manera, o sea, sin llevar mochila a mi espalda, puesto que este servicio individual solo lo ofrecen en el camino francés y en mi caso, siempre es JACOTRANS quien me traslada la maleta, de hotel en hotel (a veces casas rurales u hostales).

Seguimos el circuito programado en coche, para visitar otras localidades del camino del Norte. Entre ellas, Santander, Santillana del Mar, Comillas, Llanes, Ribadesella, además de otras localidades entre Cantabria y Asturias, como Cangas de Ónix, San Vicente de la Barquera. Seguimos nuestro plan de vacaciones hacia La Rioja, concretamente LOGROÑO, la Capital. Allí nos alojamos en el Hotel de siempre, cuando peregrino procuro ser fiel a los lugares donde me acogen cada año, donde tengo amigas entrañables que me reciben con mucho cariño y me hacen sentir como en casa. En HOTEL CONDES DE HARO de esta preciosa Ciudad.

Seguimos camino, en coche, hacia BURGOS. Allí elegimos pernoctar en una Casa Rural preciosa que se encuentra en TARDAJOS, otra etapa del Camino Francés, en la que suelo hacer noche de vez en cuando. Cuando planifico el camino de Mayo cada año, intento hacer etapas de descanso pero no siempre lo hago en el mismo lugar. Podría decirse que TARDAJOS está demasiado cerca de Burgos para pernoctar allí. Pero acortar la etapa saliendo de Burgos me permite salir desde TARDAJOS A CASTROJERIZ más descansada y esto me ayuda a recuperar fuerzas para las siguientes etapas.


Después de esta primera semana moviéndonos en coche, decidimos instalarnos en este lugar con encanto y mágico que es DAS CORREDOIRAS.

Acabaremos las vacaciones pronto, volveremos a casa y nos llevamos los mejores recuerdos de estos lugares vinculados al peregrinaje. Sentirme peregrina es sentir la necesidad de vivir momentos inolvidables que me ayudan a superar los obstáculos de la vida. Ver cómo la pandemia nos ha afectado a todos, pero poco a poco vamos recuperando la normalidad. Aunque aún falte tiempo para pasar pagina, intentaremos seguir, paso a paso, recuperando la normalidad.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s